Buenos días familia,
Hace tanto que no escribo una entrada que ya seguro que ni os acordáis de mí. Pues soy yo, la pesada que os puso todas las tablas de multiplicar y que os explicaba cómo hacer restas llevando de varias maneras.
Bien, pues hoy estoy aquí porque en mi colegio hemos empezado a trabajar con un nuevo método de matemáticas, es el Método Singapur. ¿Lo conoceis? Os dejo el enlace a la wikipedia para que podáis aprender un poquito más de él.

También os dejo el enlace al blog Más ideas, menos cuentas de Pedro Ramos, que es el profesor que nos monstró el camino que deberíamos recorrer duarnte el curso para trabajar con nuestros alumnos y alumnas. Por cierto, os estoy hablando de 1º de primaria.
En nuestro cole lo hemos introducido a través de la editorial SM. Os paso el enlace a Piensa Infinito, ahí podréis ver algunas de las cosas que trabajo en el aula.

Y ya por último y para no saturaros, os dejo el enlace al artículo de Educación 3.0 de Yeap Ban Har, doctor en Educación Matemática y referente mundial del Método Singapur de Matemáticas.
Resumiendo ¿Qué es el Método Singapur?
Singapur quiere que el alumno aprenda a pensar desde la resolución de problemas matemáticos, a la vez que desarrolla su creatividad y la competencia lingüística. Lo hace acompañado de objetos cotidianos y elementos manipulativos, así como en el aprendizaje cooperativo.

Hoy os traigo otra nueva metodología para trabajar en el aula…
Como vais viendo en mis últimas entradas estoy investigando sobre las muchas formas que hay de transmitir a nuestros alumnos los conocimientos que por ley son obligatorios, sin la necesidad de tener que utilizar el libro.
En esta entrada os voy a hablar de DFC, Desing for Change. Estos meses lo estoy conociendo en primera persona, ya que hemos apostado por ello en mi colegio. Es cierto que hemos tenido que restar horas de algunas asignaturas, pero como buenos maestros que somos, ya hemos reajustado las programaciones para poder llegar a todo.
Bueno, y hablemos un poco de DFC

Lo primero ¿Qué es el DFC?
Como bien se explica en la web de DFC Spain

Es una manera de trabajar emocionante, sorprendente y llena de magia e incertidumbre, en la que la intuición se revela como una capacidad de enorme valor.

¿Cómo se realiza?

A través de cinco fases SIENTE, IMAGINA, ACTÚA, EVOLÚA y COMPARTE, y un proyecto, donde cambian el mundo. Los niños trabajan en equipo siguiendo este sencillo proceso basado en Design Thinking o pensamiento de diseño. Un método de resolución de retos profundamente humano cuyos pilares fundamentales son la creatividad, el pensamiento lógico, la colaboración, la empatía y el aprendizaje del error.

Los adultos facilitan el proceso, los niños lo protagonizan y lo lideran.

¿Para que sirve?
Esto no os lo explico, os lo enseño…
Os dejo el vídeo que crearon con el Colegio Montserrat, de Barcelona, nº1 en el Ranking de mejores colegios de España.

Y ya solo me queda terminar, como terminan ellos todas las sesiones, gritando: ¡NOSOTROS PODEMOS!